miércoles 23/9/20
CULTURA

Bansky se cuela en el Metro de Londres para dejar una efímera obra

Según el Daily Mail, al poco tiempo de finalizar su nueva 'performance' un empleado de la compañía borró de los vagones unas pinturas que podrían superar el millón y medio de euros

Bansky alimenta su misterio a pasos agigantados. O, más bien, tecnológicos. Su penúltima performance se puede ver en un vídeo que ha colgado en su Instagram. A él, si es él, que eso parece, por supuesto no se le ve. Va de incognito, valga la redundancia en su caso, a desinfectar una estación del Metro de Londres. El disfraz es de lo más profesional.

El artista urbano ha estado muy activo en estos días y días de pandemia. Y, como es habitual, reivindicativo y agradecido

No hay manera ni de intuir si los rumores sobre su identidad son solo eso; rumores. Esta vez el mensaje es tan críptico como su personalidad. “Si no te enmascaras, no lo consigues” o, en versión original, “If you don’t mask - you don’t get” ¿Si no se le ve cómo se sabe que es Bansky?

Por sus ratas le conoceréis. Ya las había mostrado en el cuarto de baño de su casa durante el enclaustramiento. Ahora, las suelta en alguno de los vagones que transitan por el subsuelo londinense pese a que alguna vaya en paracaídas.

La bombona que portaba no era, obvio, líquido desinfectante sino pintura. En todo caso, poco ha durado la obra ya que, según adelantó el Daily Mail, un empleado la borró no se sabe si por error o en aplicación de la estricta política anti grafiti.  El valor de estas pinturas podrían superar el millón y medio de euros, según el diario británico. De haberlo sabido, igual el diligente trabajador se hubiera llevado la puerta del vagón con una de las ratas a casa.

El artista urbano ha estado muy activo en estos días y días de pandemia. Y, como es habitual, reivindicativo.  Su emotivo homenaje a los sanitarios consistió en el retrato de un niño jugando con una muñeca vestida de enfermera.

bansky

Tampoco se escondió, al menos en su obra, al hilo del asesinato a manos de un policía de George Floyd.  En esta última optó por una simplicidad cargada de significado. La llama de una vela colocada en la ofrenda por la muerte de una persona negra quemaba una bandera de los EEUU.

 

 

Bansky se cuela en el Metro de Londres para dejar una efímera obra